sábado, 30 de agosto de 2008

Si Diós Cierra una puerta y no abre una ventana...derriba la pared.

Esto que a continuación relato es un llanto de amargura y desolación, aprendí desde muy joven que lo no dicho, lo no escuchado de nuestra propia voz es como si jamás hubiera existido...las palabras se ahogaban en mi garganta para acabar muriendo en mi boca, entonces me aferré a este papel que acompaña mi vida para intentar entender, comprender...crecer.
Este escrito me recuerda que lo consigo un poco mas cada día y que no quiero volver a tener que escribir algo parecido, por eso aun me acompaña después casi dos años.

Tras un periodo de letargo, un año de lucha...pero un año deseando volver a vivir.




El aniversario de mi muerte.


Faltan dos meses para que se cumpla el aniversario de mi muerte en vida…Es curiosa la forma en que se desarrollan a veces las cosas, creí que se llenarían de aire mis pulmones, que empezaría a respirar de una forma diferente, por mi misma quizás, no se, empiezo a pensar que pensé ser alguien y no me di cuenta que mi existencia dependía del aire que me daba con su boca.Dos años que tan solo han servido para caer y caer convirtiendo en un caos todo cuanto me rodeaba, anulando cada señal de mi misma, para convertirme en lo que ahora soy y tanto detesto.Dicen que una persona no se conoce del todo a si misma hasta no saber de sus miserias, en estos dos años solo he conocido eso de mi.Me creía una persona con unos valores férreos, y que tanto sufrimiento me había convertido en alguien fuerte, había conseguido quitarme muchos lastres del pasado que de alguna manera me convertían en algo así como en una súper heroína de esas de los cómics, pero como todo súper héroe tengo un punto débil…y resulté ser que era yo misma.Errores por los que odié a mis seres más amados, errores por los que me fui siendo muy joven, por los que creí madurar, son errores que he cometido sin tan siquiera querer darme cuenta de ellos, sin tener la valentía de reconocerlos ni ante mí misma.Me he convertido en una extraña, una extraña con la que ni tan siquiera puedo hablar porque no me gusta, la odio.Como si se tratara de una vieja amiga que después de años vuelves a encontrar y resulta que su camino recorrido es casi incomprensible e intolerable para tí y para tu modo de entender la vida, para tu forma de sentir…por lo que te resulta casi insoportable el mantener más de dos minutos de conversación con ella, porque no ya no tenéis nada en común, nada que ver, porque llegarías a despreciarla.Solo que no existe tal amiga, es mi reflejo el que me asquea, soy yo misma con quien no puedo hablar.Mi psicóloga en este caso me diría que debo perdonarme a mi misma para poder volver a hablar con mi reflejo y así poder reencontrarme e ir recuperando poco a poco lo que antes si me gustaba de mí, hacer las paces conmigo misma, pero NO PUEDO, no puedo…Quizás esa tendencia depresiva mía me hace pensar en que de alguna manera es lo que todos, incluida yo, esperaban de mi, y que lo único que debo hacer es seguir dejándome llevar y que pronto acabara todo.Mi conciencia tiene nombre de mujer, el nombre más bello que jamás he oído.ARIADNA.HAS VENIDO DEL AMOR Y PARA SER AMADA.Esa frase es una de las más bellas y significativas que escribí en su diario durante su primer año de vida.El tener un hijo era la mayor prueba de que todo el daño, el horror, el sufrimiento, el olor a miedo y las lágrimas habían acabado en mi vida, porque cerraba la puerta del pasado y era a mí a quien tocaba escribir el presente y el futuro…creí en mi, creí que lo haría bien, creí muchas cosas.Ella nació y mi vida giró en torno a ella, ella me ató a la vida y quizás yo me crecí demasiado, no lo sé…De eso ya hace tres años y ahora es todo tan diferente.Supongo que en mi mano están las respuestas, se que si en lugar de ser yo fuera otra quien me contara todo esto, se que podría aconsejarla, se incluso casi exactamente lo que le diría…pero se trata de mí, de MI.A veces he llegado a pensar que lo que realmente me aterroriza es el pensar en que cabe la posibilidad de que pueda ser realmente feliz y por eso me empeño en destrozarlo todo, en destrozarme a mí. Y destrozarme a mí resulta tan y tan sencillo…Quizás exista escrito por algún manual de psicología la teoría de que los adultos que de niños han vivido en el caos, sin pilares, con angustia y miedo piensen, que la vida real es así, que no merecen nada más y sean como camicaces y se pasan la vida destrozando cualquier atisbo de estabilidad que puedan encontrar a su paso porque eso es lo que realmente sí les asusta, la posibilidad de vivir una vida serena…

3 comentarios:

PinUpSoy dijo...

¿Vida serena?¿Qué es una vida serena? Nadie tiene una vida serena. Podría decirte mil cosas para intentar consolarte, pero tu sabes mejor que nadie, que no es el que los demás quieran de ti, es lo que tu quieras ver y hacer de ti. Sé fuerte mi reina! Sabes que algunos estamos a tu lado pase lo que pase, porque en realidad en esta vida, la gente que merece la pena, valora a los demas por lo que aportan. Quien no sabe valorar algo así, es que no merece ni una milésima de segundo de tu tiempo.
Deja de menospreciar tu vida, tienes por quién luchar, tienes a quién amar, tienes por quién vivir, y esa persona eres tu!

Fuerza reina de reinas!

tstm!
muakssssssssssssss

Lia dijo...

queen of queens...ains mi niña querida, cuantas veces hemos hablado de tantas cosas que se reflejan en este escrito.
Cosas pasadas ya, cosas que han llegado hace poco, cosas que estamos pasando, pero siempre con la cabeza arriba y si no aparece la sonrisa, nos la pintamos!!

Eres simplemente maravillosa.

T´estimo!!

PinUpSoy dijo...

IDEM!
La vida es corta...
La vida es un carnaval...
La vida es una experiencia individual...
¡¡¡¡¡¡La vida es vivir!!!!!